jueves, 3 de octubre de 2013

La preparación del Lienzo, el Albero y los Areneros

Vamos a tratar en este nuevo post de hacer otro parangón entre la Tauromaquia y las demás artes. Aunque parezca un tema sin apenas importancia, de la preparación del lienzo y la función de los areneros en una plaza de toros depende mucho la calidad final de la obra.

Y es que en ambos casos la preparación de la capa donde se representará la obra de arte tiene dos funciones: Una Física ya que el albero, al igual que la capa de preparación en la pintura, actúa como soporte artístico de la faena. Por tanto se ha de procurar que el ruedo esté preparado, obteniendo una superficie refinada y lisa. Los areneros deberán aplanar y unificar irregularidades para proporcionar estabilidad y consistencia, tanto al torero, como al toro.

La otra función será la estética, ya que una buena preparación, tanto del albero como del lienzo de la pintura, será clave en el resultado final.

El albero ha de estar en un punto firme pero suave a la vez. El arenero "tensará" la arena para impedir que la obra de Arte más suprema que existe se resquebraje por un  tropezón que haga que el toro se separe del torero, o viceversa.

Podrían usarse otros soportes pero, en una plaza de toros, no hay nada capaz de igualar la sensibilidad que da la arena y llega a los tendidos. Sensibilidad que llega tanto porque un hombre que crea arte burlando a la muerte y un dios de la Naturaleza, el Toro, están en contacto con uno de los cuatro elementos, La tierra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...